viernes, 22 de mayo de 2015

Reseña: "La maldición del castillo" (Serie Fairy Tales #2) de Teresa Medeiros

Título: La maldición del castillo ("The Bride and the Beast" Serie-Fairy Tales #2)

Autor: Teresa Medeiros

Editorial: Titania / Ediciones Urano

ISBN: 8495752379 (ISBN13: 9788495752376)

Nº de páginas: 320

¿Disponible en México? Compralo en Gandhi, Book Depository, Buscalibre. Edición de bolsillo.

Agrégalo a Goodreads

Escocia, 1761. En la pequeña aldea de Ballybliss los lugareños están asustados. El señor y su heredero han fallecido y el castillo ha sido tomado por un dragón temible que no cesa de hacerles peticiones. 

Sólo les queda una solución: entregarle a una joven virgen para aplacar su ira. Sin embargo, la única mujer que queda virgen en la aldea es la rebelde Gwendolyn Wilder. ¿Podrá la joven calmar la ira del dragón? ¿O caerá en las garras del hombre que se oculta tras el sanguinario monstruo?

Este es el segundo libro que leo de Teresa Medeiros. La verdad es que el primero, Duelo de Pasiones, me gustó mucho (para muestra la reseña aquí), pero este… bueno, les voy a contar:

Cuando inicie el libro, gracias a los antecedentes de la autora, esperaba que la historia fuera cómica y con un ligero toque dramático para el romance; pero, con forme avancé, me encontré con drama exagerado.

El prólogo fue bueno, me hizo reír mucho al conocer el terco carácter de Gwendolyn; después conocí a una Gwendolyn más madura, con otros pensamientos e inteligencia que la hacen sobresalir de los lerdos que vivían en el pueblo, a pesar de tener un autoestima no muy alto sobre sí misma, y con el mismo carácter fuerte que, de alguna forma, era su escudo.

Hasta entonces me sentí muy contenta con nuestra protagonista, mi mente me decía que ganaría más confianza al pasar de las páginas.

Entonces conocí al Dragón y Gwendolyn lo conoció a él. Hasta ahí todo bien y algunas de las escenas entre los dos protagonistas fueron sumamente ocurrentes, pues está claro que no se llevan nada bien y eso los guía a tener encuentros divertidos y algo pesados.
-Tal vez debería ser yo quien hiciera esa pregunta -dijo él, con la pronunciación más cerrada que antes-. ¿Por qué nombre debo llamarla?
La frustración la envalentonó.
-Se niega a decirme quién es, pero a mí no me faltan nombres para llamarle.
-¿Cobarde, por ejemplo? ¿Déspota? ¿Charlatán?
-Sinvergüenza, canalla, bellaco -añadió ella.
-Vamos, abría esperado más imaginación en esa lengua tan suelta.
Sin embargo, el drama comenzó a invadir el espacio de la comedia, haciéndolo forzosamente dramático y quitándole toda gracia o importancia a una buena trama.

Francamente, no sé qué ocurrió, todo iba muy bien hasta que ambos personajes comenzaron a hacerse las víctimas y a jugar una especie de tira y afloja sin sentido, contradiciéndose de tal forma que sus propias acciones nunca los complacían, haciéndolos simplemente sufrir y restando todo rastro de inteligencia que yo pudiera haber creído que tenían.

La historia se divide en dos partes y creo que la segunda parte no era necesaria, para nada; pero pareciera que gracias a la actitud de los personajes, la autora no tuvo otra que hacer una segunda parte para el libro, donde intentó, de alguna manera resarcir el error que cometió con Gwen y el Dragón.

Por otro lado, la portada no me gustó...
-¿No se le ha ocurrido pensar, señorita Wilder, que los dos somos en cierto modo unos seres míticos, yo un dragón y usted una doncella? Desde la aurora de los tiempos se ha atribuido poderes milagrosos a las doncellas.Saben encantar unicornios, romper maleficios…-la voz se le enronqueció, por imposible que ella lo hubiera creído-, hacer caer de rodillas a un hombre. Pero está por verse quien posee el mayor poder, usted o yo. 
Conclusión

Francamente no acabó de gustarme. Se puede leer y, de hecho, se puede leer muy rápido; el libro no es pésimo, pero no es lo que esperaba, pues el exagerado nivel de drama hizo que el libro se volviera aburrido hacia el final. Yo amo el drama, de verdad que sí, pero esto me pareció desmedido.

El libro se puede leer, ese es un punto a su favor, está bien escrito y hasta cierto punto envuelve al lector en la época; además, hay escenas de verdad graciosas que, al menos, le dieron color al libro mientras duraron. Lo que lo hace un fastidio, es que los personajes se victimizan en lugar de tratar de enmendar sus errores.
Se puede leer, así que, si alguien desea hacerlo, hágalo. 
A la mejor a alguno de ustedes sí le gusta. A mí no.

Dado que es una serie, los siguientes personajes no están relacionados. En todo caso, no sé si leeré este siguiente libro porque, como ven, son difíciles de conseguir. Pero ya veremos… Háganme saber si a ustedes les interesaría leer algo más de Teresa Medeiros o si han leído algo de ella y cuéntenme su experincia :D
¡Gracias por leerme! :D

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Te agradezco que pases a comentar :D Me gusta poder saber tu opinión. Si quieres agregar un link para que visite tu blog, agradecería que lo enviaras al correo electrónico del blog, NO EN UN COMENTARIO, de lo contrario tendré que borrarlo. Gracias por leerme :)